Además del impacto inmediato del COVID-19 en la salud pública, es muy probable que la pandemia tenga amplias repercusiones económicas. Muchos países han tomado medidas para limitar o prevenir las interacciones sociales mediante la implementación de toques de queda, bloqueos y restricciones de circulación. Estos han impactado negativamente en los hogares de escasos recursos que dependen de ingresos diarios para satisfacer sus necesidades básicas.

Página 1 de 7